Método

Representación visual de una red. En este caso, de los intereses de grupos vinculados a Toma La Ciudad. Elaboración: Yann Bona

Propuesta metodológica

La particularidad de este curso es que será impartido en formato en-línea. Los métodos de educación en-línea son una tendencia global que el ITESO ve como una oportunidad para que sus estudiantes participen en procesos de enseñanza-aprendizaje que no estén limitados en tiempo y espacio, prescindiendo del aula y de los horarios de clase y abriéndose a entornos de colaboración en red que se parecen más al entorno de trabajo y aprendizaje en el que ya se vive en muchas organizaciones, colectivos y empresas.

Los programas educativos en-línea implican el desarrollo de las siguientes competencias:

  • Autogestión del aprendizaje. Cada alumno tiene que procurarse su espacio de aprendizaje, sus tiempos, sus procesos. Esto implica un grado de responsabilidad personal más desarrollado que el común de las materias del ITESO. La materia exige que cada alumno dedique entre seis y ocho horas de trabajo personal a distancia, además de eventuales asesorías individuales o grupales.
  • Diálogo y cooperación. Como todo aprendizaje en la red, la educación virtual exige que los alumnos colaboren entre sí para aprender. Esto implica aprender a pedir ayuda para solucionar los problemas que encuentran y estar dispuesto a ayudar a los demás. También significa nuevos esquemas de colaboración para realizar tareas comunes, compartir roles, etc.
  • Apertura para aprender por su cuenta. Habrá muchas cosas técnicas y prácticas que tendrán que aprender, aunque no sean parte del temario del curso. El profesor no les dirá cómo funciona Google Drive, por ejemplo, así es que tendrán que dedicar tiempo a aprenderlo.

Aunque es verdad que estas competencias no son exclusivas de la educación a distancia (de hecho, son necesarios en cualquier forma de aprendizaje), en línea se vuelven especialmente críticas. Uno de los objetivos paralelos del curso es desarrollar estas habilidades, que permitirán aprender cuando ya no estén en la universidad y a trabajar en función de resultados, como ya sucede en muchas empresas.

El papel del profesor no es el de un sabelotodo que “enseña” a los ignorantes, un gurú que tira netas y espera que los demás las acepten. Es más bien un encargado de diseñar situaciones, ambientes y dinámicas de aprendizaje, acompañar puntualmente el proceso de aprendizaje y hacer preguntas precisas que detonen la reflexión y el diálogo.

Las situaciones de aprendizaje se llevarán a cabo contando con los siguientes elementos:

  1. Insumos para el aprendizaje: lecturas, películas, videos que a veces estarán en la biblioteca, otras en la red y otras veces, el alumno tendrá que buscarlas por sí mismo.
  2. Blog personal: Cada estudiante elaborará el propio, donde compartirá sus reflexiones a partir de los insumos y conversaciones que sostendremos en el aula y en línea, según las actividades indicadas cada semana; el objetivo es construir una red de blogs temáticos, en los que haya múltiples lecturas, acercamientos y reflexiones a los temas tratados en el curso.
  3. Trabajos integradores: Al final de cada unidad, los alumnos escribirán un ensayo recuperando sus aprendizajes.

 Dinámica del curso

La dinámica básica del curso será del siguiente modo:

  • Comenzamos cada semana comentando lo que nuestrxs compañerxs han publicado en sus blogs la semana anterior [a partir de la semana 3].
  • Trabajamos con los insumos indicados en este blog: lecturas, videos, presentaciones, etc.
  • Escribirmos una entrada en nuestro blog reflexionando acerca de los insumos trabajados
  • Compartimos nuestros hallazgos en las redes en las que participamos.
  • Volvemos a empezar la siguiente semana comentando lo que han escrito nuestros compañeros en sus blogs contrastando sus puntos de vista con los nuestros, generando discusión.

Método híbrido on-line/off-line para Primavera 2016.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *